Microfinanzas con enfoque de género y tecnología para impulsar el progreso, dos propuestas para acelerar la inclusión financiera de las mujeres

Más de 800 personas de la industria de las microfinanzas, especialistas en género, desarrollo e inclusión financiera, representantes de gobiernos, organismos de cooperación multilaterales y académicos, han participado en el Foro Regional “Fortaleciendo la propuesta de valor de la inclusión financiera para las mujeres”, organizado en formato virtual por la Red Centroamericana y del Caribe de Microfinanzas – REDCAMIF en alianza con FinEquity ALC, Andares Mujeres y el Portal FinDev.

Durante el Foro, la Fundación Microfinanzas BBVA, Bancamía, su entidad en Colombia, y el Banco Adopem, su entidad en República Dominicana, compartieron sus experiencias e iniciativas en favor del empoderamiento de la mujer para la reducción de la brecha de género para  abordar  los tres ejes temáticos trazados del encuentro: “El Panorama de la brecha de género, Iniciativas sostenibles con enfoque de género y Ecosistema financiero para el desarrollo de las mujeres”. 

Construyendo un ecosistema financiero para la mujer emprendedora

Ángela Panqueva, directora Equidad e Inclusión de Bancamía, y Eva Carvajal, vicepresidenta Ejecutiva de Negocios de Banco Adopem, aportaron las experiencias de sus entidades para la creación de puentes entre los servicios financieros y las mujeres y el apoyo a sus emprendimientos con productos adaptados a sus necesidades y a su ciclo de vida.

“En el Banco Adopem tenemos muy buenas experiencias en desarrollar programas para apoyar de manera integral a las mujeres, ofreciéndoles servicios financieros y no financieros, que contribuyan a su inclusión financiera y al fortalecimiento de sus capacidades. Para conseguirlo, hemos realizado estudios enfocados en conocer la realidad de sus hogares o negocios,  y además contar con reportes de la data desagregada por género nos ha permitido centrarnos en diseñar soluciones efectivas que respondan a sus necesidades, preocupaciones y metas ”, señalaba Eva Carvajal en su intervención. 

Por su parte, Ángela Panqueva, cuyo panel se centró  en los modelos financieros adaptados a la mujer migrante, ha explicado que “las principales barreras que detectamos para atender a la población migrante son la falta y diversidad de documentación, la ausencia de datos para análisis de riesgo, el escaso sentido de arraigo y la falta de integración comunitaria para encadenarse productivamente. Por ello, en Bancamía nos hemos ocupado de conocer y atender las necesidades de las migrantes con estudios y programas como Emprendimientos Productivos para la Paz (Empropaz), lo que nos ha permitido tener a fecha de hoy un acumulado de 8.354 clientes venezolanos atendidos de los cuales el 55% son mujeres (4.612)”.

Elizabeth Prado Núñez, del Departamento de Comunicación y Relaciones Institucionales de la FMBBVA, ha compartido los proyectos e iniciativas de la fundación para acercar y facilitar el acceso de los servicios financieros con productos y procesos más sencillos, innovadores e inclusivos que permitan empoderar a las mujeres económicamente para que puedan salir adelante con sus negocios y tomen decisiones sobre el uso de sus ingresos de forma que mejoren el bienestar, educación y salud de sus familias.

Elizabeth Prado, Comunicaciones y Relaciones Institucionales, FMBBVA

Prado señalaba en su intervención en el panel “Brecha digital de género y sus efectos en el acceso a servicios financieros digitales”, que “la brecha digital afecta a un 52% de mujeres frente a un 42% de hombres en el mundo. Una realidad que incide también en el acceso a otros derechos como la educación, empleo, salud o justicia, o en el ejercicio de la ciudadanía de las mujeres, por lo que debemos poner en valor el vínculo existente que hay entre la tecnología y el empoderamiento de la mujer”.

En la FMBBVA llevamos años apostando por una estrategia de transformación digital que promueve un ecosistema de soluciones digitales para facilitar el acceso a servicios financieros y formación al millón y medio de emprendedoras a las que atendemos en Colombia, Perú, Chile, República Dominicana y Panamá para acompañarlas de forma presencial, digital e híbrida, según el momento y la necesidad de cada una. Todas estas herramientas han hecho que sea más fácil su acceso a la inclusión financiera, les ahorra tiempo y costes de desplazamiento hasta la sucursal, y lo más importante, han hecho que se incorporen a la economía digital”; es otro de los argumentos que ha puesto de manifiesto en el encuentro la representante de la Fundación.

De hecho en 2022, casi 700.000 emprendedores de la FMBBVA  han recibido formación en educación financiera, habilidades digitales o gestión del negocio, a través de los programas de formación y plataformas online abiertas y gratuitas de las entidades de la Fundación, de las cuales más de la mitad son mujeres (410.000). Además, más de 800.000 emprendedores ya usan la banca móvil,  se han realizado más de 25 millones de transacciones digitales y se han contratado con el móvil más de 250.000 productos.

La experiencia de la Fundación Microfinanzas BBVA atendiendo a 3 millones de personas vulnerables en cinco países de América Latina, más de la  mitad mujeres, demuestra que cuando se combinan las microfinanzas con acciones que tengan en cuenta el enfoque de género, la sostenibilidad y la digitalización, se multiplica el impacto social en los emprendedores: Crecen sus negocios, sus niveles de ventas, sus activos y también sus ingresos. Seis de cada diez emprendedores vulnerables salen de la pobreza en cinco años con la FMBBVA: personas que no accedían al sistema financiero convencional y veían reducidas sus oportunidades de desarrollo y que ahora, gracias a sus actividades productivas, están mejorando su calidad de vida y la de sus familias, de manera sostenible.