Un verano lleno de sentido

27 junio 2018 // Cristina González del Pino
Fundación Microfinanzas BBVA
Bancamía
Financiera Confianza

Cuando vieron la convocatoria, ninguno de los cinco lo dudó. La oportunidad de conocer a personas menos afortunadas que no escatiman esfuerzos por mejorar sus vidas y ver en el terreno cómo un pequeño crédito es capaz de empezar a cambiarlas, es algo que solo surge una vez en la vida.

Y las oportunidades hay que aprovecharlas y exprimir cada experiencia. Por eso Beatriz, Brezo, Cristina, Ignacio y Jesús se presentaron a la convocatoria de las becas “Desarrollo, Inclusión, Microfinanzas y Emprendimiento” (Becas DIME) que la Fundación Microfinanzas BBVA ha convocado para que universitarios españoles conozcan cómo las microfinanzas contribuyen a mejorar la vida de personas vulnerables y cómo la Fundación lo está consiguiendo en cinco países de América Latina.

Ellos son la primera promoción de estas becas. Viajarán durante un mes a Colombia o a Perú para aprender el trabajo que realizan Bancamía y Financiera Confianza, las entidades que la Fundación tiene en esos países: visitarán a emprendedores vulnerables, conocerán sus pequeños negocios y lo importante que es dar una oportunidad a quienes quieren progresar desde abajo y sueñan con un futuro mejor para sus hijos.

Primera promoción Becas DIME - FMBBVA Primera promoción Becas DIME - FMBBVA Primera promoción Becas DIME - FMBBVA Primera promoción Becas DIME - FMBBVA Primera promoción Becas DIME - FMBBVA
Primera promoción Becas DIME - FMBBVA

Los asesores de las entidades serán sus guías en estas visitas. Son “el alma” de la Fundación. Llegan hasta los negocios, hasta donde nadie llega, atienden personalmente a cada emprendedor, conocen sus necesidades, y les llevan los productos y servicios financieros que mejoren, por ejemplo, el rendimiento de un huerto, la producción de un artesano o las ventas de un puesto de comida ambulante… Emprendimientos como ésos son los que los alumnos seleccionados conocerán en persona.

Visitarán a emprendedores vulnerables, conocerán sus pequeños negocios y lo importante que es dar una oportunidad a quienes quieren progresar desde abajo y sueñan con un futuro mejor para sus hijos

Los cinco superaron las pruebas de selección a las que se presentaron casi 300 candidatos y que se realizaron en varias fases.

“A diferencia de otras prácticas, la Beca DIME no busca necesariamente que el alumno aporte con su tiempo y sus conocimientos a los objetivos de la organización. Más bien esperamos que la beca suponga una experiencia vital inolvidable para ellos, en la que puedan reflexionar sobre lo que desean en su futuro, a nivel laboral y personal. Que se lleven esta experiencia para siempre en su bagaje”, explica Víctor Herrero, del departamento de Talento Humano de la FMBBVA y responsable del Programa de Becas.

Con ese objetivo, la primera promoción DIME prepara ya sus maletas. Tienen por delante un mes que estará –seguro-, lleno de emociones, de experiencias, de aprendizajes en microfinanzas y en historias de vida de emprendedores de las que todos -no solo ellos- tenemos mucho que aprender.